martes 28 de junio del 2022
EXCLUSIVO CARAS 26-04-2022 18:25

Diego Arquero lanza su segundo disco: "No concibo mi vida sin la música"

El cantante asegura que la magia de la música es poder sintetizar una experiencia o sensación en una canción, que al ser escuchada por otra persona, logre sentirla como propia y transformarla.

María Noel Álvarez

Nunca dudó en dedicarse a la música, pero lo que quizás no imaginó en sus comienzos, es que esa pasión se convertiría en su profesión. Su primer disco “Aguafiestas”, en el 2018, alcanzó más de un millón de reproducciones en plataformas digitales, y en marzo saldrá el segundo, “Mundo Aparte”, del que dice sentirse muy orgulloso. Diego Arquero, conocido por el público como “Arquero”, se dio el lujo de grabar un tema con Sebastián Teysera, de La Vela Puerca, y confesó a CARAS que la clave para perdurar como artista es reinventarse y jamás perder el amor por lo que uno hace.

 

Arquero cuenta que está muy orgulloso con su nuevo disco “Mundo Aparte”, y que la clave para perdurar es reinventarse, salir de la zona de confort y creer firmemente en lo que hacés.

—Nació en España, vino a vivir a los 16 años a Uruguay, y siempre dice que se siente más uruguayo que español, ¿Por qué? ¿Qué cosas lo identifican con este país?

—Amo Sevilla, que es la ciudad donde nací, conservo amigos y es la tierra de mi madre. Hay muchas cosas que me unen a España, por ejemplo, gran parte de la música que consumo. Pero desde chiquito venía todos los años a Uruguay a ver a mis primos, y me pasaba el año entero esperando que llegara ese momento. Me gusta la forma de ser del uruguayo, la calidez de las personas, la música. Creo que es un país donde hay mucho para hacer, mucho terreno donde explorar y crecer como artista, y que algunas áreas no estén tan desarrolladas como en otros países no me parece algo negativo, sino una posibilidad, tenés más libertad para ir haciendo camino.

Diego Arquero en CARAS

—Siempre tuvo claro que quería dedicarse a la música. ¿Qué cree es lo mejor que ella logró en usted y en su vida?

—Todo, no me concibo a mí mismo sin música. Siempre estoy escuchando discos nuevos o investigando en distintos géneros. Soy un gran fanático de la canción como estilo. De cómo sintetizar en tres minutos una experiencia o una sensación, y que alguien pueda escuchar algo que hizo otra persona y sentirlo como algo pro- pio. El poder de la comunicación es una de las cosas más lindas que tenemos los humanos, transformar lo que nos pasa en algo más o menos tangible y poder exponerlo a los demás. Y eso, a la vez, transforma a quien lo escucha. Se forma un hermoso diálogo.

—En el 2018 sacó su primer disco en plataformas digitales y alcanzó en poco tiempo más de 1 millón y medio de reproducciones. ¿Cómo cambió su carrera de ahí en más?

—Fue muy importante para mí porque todo lo que estaba en mi cabeza hace tantos años se volvió algo real. Con Los Buenos Modales (que es la banda de la que formo parte) y con mis compañeros de Underclan (que es a la crew que pertenezco), llevábamos mucho tiempo imaginando algo así, tirando para delante y buscando cierta profesionalidad en el género. Cuando empezamos, ver a raperos en los carteles de grandes festivales era casi impensable, hacíamos esto porque nos llenaba, y lo seguimos haciendo por la misma razón, pero no era una salida laboral ni un camino predefinido al éxito, todo lo contrario. “Aguafiestas” fue un disco hecho con amigos que tenían ganas de comerse el mundo, con la ingenuidad y la fe ciega que teníamos y que es imprescindible para lograr algo.

El cantante asegura que la magia de la música es poder sintetizar una experiencia o sensación en una canción, que al ser escuchada por otra persona, logre sentirla como propia y transformarla.

—En el mes de marzo sale su segundo disco, “Mundo Aparte”. ¿Cuál es su estado actual? ¿Ansioso y nervioso o tranquilo y confiado?

—Las dos.Siempre hacer algo nuevo y salir de tu zona de confort da miedo y te pone ansioso. En este disco decidí seguir mi instinto lo más posible, sin etiquetas ni prejuicios, y salió una obra que es totalmente diferente a la anterior, porque uno no es la misma persona que cuatro años atrás. Pero estoy tranquilo y confiado conmigo mismo de que me hice caso, de que este era el disco que tenía que salir y no me limité. Personalmente, estoy muy orgulloso de lo que salió y si vos creés en lo que hacés, la gente lo siente, somos muy humanos en ese aspecto.

Diego Arquero en CARAS

—Grabó un tema con Sebastián Teysera. ¿Cuál fue el mayor aprendizaje de esa experiencia?
—Una de las cosas más lindas de la música es poder compartir con los músicos que te marcaron, es una retribución enorme. La Vela Puerca marcó mi adolescencia, incluso, antes de vivir en Uruguay. Hoy en día son mis amigos y ese tipo de cosas son impagables. Así con Seba como con muchos otros artistas. Me encanta cuando se rompen las barreras entre los géneros, que un tipo como él que nunca había escuchado rap escuchara lo mío y le gustase, tiene un valor gigante. Es muy lindo también ver trabajar a músicos que llevan décadas haciendo esto y no perdieron el amor por lo que hacen. Es muy difícil y es algo a lo que aspiro.

 

—Hablando del tema que hizo con él, ¿cree que existen “dolores lindos”? ¿Cuáles por ejemplo?
—El dolor en sí no es lindo, pero es un motor enorme para crear cosas. Si no tenemos experiencias, no tenemos materia prima para componer, y algunas experiencias son dolorosas. Lo lindo es poder sacar belleza de lo malo, y en esa canción siento que lo logré bastante bien. Hasta el día de hoy es de las canciones que más me gustan.

—En su Instagram dijo que en el 2020 hubo una “personita” que lo salvó. ¿Qué puede contar de cómo fue su 2020 y lo que valora de su pareja?

—Sí, Josefina me salvó completamente. Yo estaba en una época de muchas dudas e incertidumbres y contar con su fortaleza fue el apoyo más grande que tuve en medio de ese caos. Si tenés suerte en la vida, te cruzás con gente que te hace crecer, que te interpela y te hace querer ser mejor persona, es un poco cliché pero es así. Cuando no creo del todo en mí, ella cree por mí, es una sensación hermosa.

—¿Aún sigue pendiente su sueño de hacer alguna serie de humor al estilo South Park?

—Me gustaría sí, pero hay que ser muy profesional, conlleva una responsabilidad como todo arte. Me encanta el humor que interpela, que derriba mitos y que cuestiona, me parece un arma muy potente para el diálogo. Si está bien hecho, nos hace ver lo ridículos que somos a veces.Yo no creo en las verdades absolutas, y el humor nos puede hacer tambalear esas ideas, decirnos que no todo es tan serio como creemos o no tiene por

qué serlo.

—¿Cuál cree es la clave para perdurar como artista?
—Reinventarse. Tratar de ser, en la medida de lo posible, un género en sí mismo. Hay muchos artistas que tan solo replican y está bien, porque nos educaron así y porque nadie inventó nada desde cero. Tratar de hacer algo que ya funciona puede salir bien pero, a corto plazo, la clave es hacer que algo en lo que vos creés funcione, y creerlo tanto que convenzas a los demás. Esos son los artistas que perduran.

—Según su experiencia, ¿la fama existe o es puro cuento?
La fama existe y es puro cuento. Idolatrar es siempre un error, a vos te puede parecer fantástica la música de una persona, cómo actúa, cómo baila. El problema es cuando endiosan y se hacen una idea de una persona por una cualidad específica que tiene. Nadie puede cargar con ese peso ni estar a la altura de lo que otros proyecten. A mí me gusta pensar que lo más lindo que tengo son mis canciones, eso es lo que decidí mostrar al mundo y lo que podés conocer y juzgar. Yo no me considero una persona pública, mis canciones son públicas.

Texto: María Noel Álvarez. Fotos: Diego Ituño. Agradecimiento fotos shows: Damián Cejas Delgue y Damián Vicente.

En esta Nota