sábado 01 de octubre del 2022
REALEZA 12-09-2022 20:34

El príncipe Andrés es abucheado durante el cortejo fúnebre de la reina Isabel II

El descontento se debe a sus reiterados escándalos sexuales. "¡Asqueroso!", le gritaron en pleno cortejo fúnebre.

El príncipe Andrés es desde hace años una de las figuras más cpolémicas de la familia real británica, y el descontento de amplios sectores de la población a raíz de sus escándalos sexuales y de diversos negocios de dudosa moralidad ha quedado reflejados este lunes en las calles de Edimburgo.  El episodio fue registrado por un periodista durante el paso del cortejo fúnebre de Isabel II en dirección a la catedral de St Giles.

El periodista Christopher Marshall, editor del diario local Holyrood Daily, publicó en su cuenta de Twitter un video del breve altercado. Un joven que se encontraban en primera fila no dudó en gritar al tercer hijo de Isabel II y recordar en público sus comportamientos del pasado.

Ayer domingo, una joven de 22 años fue arrestada en las inmediaciones de la misma catedral al portar una pancarta que pedía la abolición de la monarquía y criticaba el imperialismo que, a su juicio, representan la familia Windsor y la corona británica.

La policía escocesa confirmó horas más tarde que la detenida había sido puesta en libertad, pero que tendrá que responder ante la justicia por alteración del orden público.

LA REPUTACION DEL PRÍNICIPE ANDRÉS, HIJO DE LA REINA

 El príncipe Andrés se mantenía alejado de la vida pública desde 2019 por el escándalo provocado por sus conexiones con Jeffrey Epstein.

En noviembre de 2019 concedía una entrevista a la BBC para aclarar su amistad con Jeffrey Epstein y zanjar así la acusación de Virgina Roberts, una mujer que aseguraba haber mantenido relaciones íntimas con el príncipe cuando ella era menor de edad. Pero no le salió bien y se tuvo que desvincular de sus deberes institucionales, dejando de percibir entonces los 290.000 euros anuales por el ejercicio de sus funciones en nombre de la Corona. En enero de 2022, cuando se determinó que la denuncia por supuestos abusos sexuales no se archivaba, Isabel II, tras un debate interno, despojó a su hijo de los títulos militares, de su dignidad de Alteza Real y de sus patrocinios reales.

En esta Nota